Mima tu cuerpo con aceite de coco

0
973

Por si no los sabías, es un producto perfecto para cuidar tu piel. Puedes utilizarlo solo o en compañía de otros ingredientes para conseguir exfoliantes u otros remedios totalmente saludables. El aceite de coco podrá acompañarte cada época del año, pues sus propiedades buscan tu mayor bienestar sea cuando sea. ¡Descubre cómo aplicarlo y cuidar de tu salud de la forma más natural y sana!

¿Qué beneficios aporta el aceite de coco para tu cuerpo?

Se trata de un producto que contiene vitaminas E y C con su carga de antioxidantes, así como vitaminas B. Además, cuenta con minerales como el potasio y el magnesio y te aportará ácidos grasos de cadena media (cápricos, láuricos, caprílicos…). Una vez que penetre en tu piel, sus componentes actuarán con un efecto suavizante e hidratante con el que presumirás en cualquier estación.

Combate el acné. Al no poseer productos químicos, no reseca la piel y humedece todas las capas dérmicas. Además, contiene tres sustancias con propiedades antimicrobianas, por lo que ayuda a destruir las cepas bacterianas asociadas con el acné. Lo primero que debes hacer es limpiarte bien la cara, aplicar una capa fina del óleo en la superficie, masajear la zona suavemente y dejar que actúe durante quince minutos. Después de este proceso, lávate y elimina las células muertas que han quedado.

Adiós a las arrugas. Retrasa el envejecimiento con su uso, ya que neutralizarás la acción de los radicales libres en la piel, principales responsables de la oxidación de las células. Para que el tratamiento tenga buenos resultados, lo más aconsejable es utilizar un aceite orgánico, virgen y prensado en frío. Para aplicarlo, lo mejor es impregnar un algodón y colocarlo directamente sobre las zonas con arrugas. Es un tratamiento que puedes llevar a cabo una o dos veces al día.

Consigue unas piernas brillantes e hidratadas. Un truco para resaltar la belleza de tus extremidades tiene su base en el aceite de coco. Combina media cucharada con una taza de agua dentro de un pulverizador y consigue un brillo espectacular.

Dientes y uñas sanos. Las propiedades antimicrobianas de este aceite son ideales para la higiene dental. Basta con aplicar una gota sobre la pasta de dientes para conseguir que el cepillado sea todavía más beneficioso. Aunque tus dientes no son los únicos que sacarán provecho, tus uñas también estarán más mimadas con su uso. Solo tienes que frotar una pequeña cantidad en la cutícula de cada dedo, te protegerás de infecciones.

¿A que es toda una maravilla? No esperes más y hazte con este aceite milagroso con múltiples beneficios para tu piel. Recuerda que su uso es recomendable durante todas las épocas del año, aunque también actuará como factor de protección solar ante las elevadas temperaturas. ¡Es hora de mimar tu piel como se merece!