Kundalini yoga, un trampolín para el cambio

0
1492

Kundalini yoga, un trampolín para el cambio

Kundalini yogaYoga proviene de la palabra “yugo”, que significa juntar o unir. Es la unión de la conciencia individual con la conciencia infinita. El Kundalini Yoga, también llamado yoga de la conciencia, trabaja sobre los siete chakras, la línea de arco y el aura (octavo chakra). Su práctica regular fortalece y equilibra el cuerpo y el sistema nervioso. También entrena la mente para ser fuerte y flexible, lo que permite afrontar mejor los cambios y el estrés. A través de las técnicas de respiración y meditación se puede alcanzar paz en la mente.

Las meditaciones de este tipo de yoga suelen tener mucho éxito porque al poner mudras (posiciones con las manos), cantar mantras y, a veces acompañar todo esto de movimiento, es mucho más fácil conseguir atención plena en lo que se está haciendo.

Entre los beneficios de este tipo de yoga se encuentran:

  • Lograr un sistema inmunológico fuerte.
  • Buen funcionamiento de las glándulas vitales.
  • Un sistema nervioso equilibrado.
  • Una óptima circulación.
  • Adquisición de una mayor conciencia sobre el impacto que tienen tus hábitos.
  • Aumentar la alegría y el estado de felicidad, al estimularse la secreción de serotonina.

Cuando asistes a una clase de Kundalini Yoga practicas pranayamas (ejercicios respiratorios), asanas (posturas), cantas mantras, pones diferentes mudras con las manos, meditas y te relajas.

Cada clase comienza entonando el Adi Mantra: Ong Namo Guru Dev Namo. Este mantra te conecta con tu guía interior. Se canta 3 veces al inicio de la clase para sintonizarse, para centrarse en el ser superior y para guiar espiritualmente tanto al maestro como a los estudiantes durante la clase. Sintoniza la energía personal con la energía universal.

Prana es la fuerza vital y yama es aquello que la controla. Al practicar ejercicios de pranayama aprendes a controlar tu respiración y, con el tiempo, tu vida.

Man significa mente y tra son olas mentales. Mantra es una ola de repetición de sonido y ritmo que dirige la mente, la enfoca. Cuando recitas un mantra recibes un impacto por su significado, su patrón energético y a través de los puntos reflejos que presionas dentro de tu boca. Funciona como la reflexología podal, pero activando puntos nerviosos que se encuentran en el paladar.

Kundalini yoga es la ciencia de los ángulos y los triángulos. En cada clase el profesor elegirá un kriya (un conjunto de asanas o posturas) que, al realizarlo en el orden indicado, consigue unos efectos concretos: reducir el estrés, aumentar la concentración, fortalecer la columna vertebral, reducir molestias en la espalda y hombros, etc. Tras el kriya, siguen unos minutos de relajación, para sentir y aprovechar toda la energía estimulada por el ejercicio, y una meditación, que puede ser en silencio, con música o incluso cantando un mantra.

A diferencia de otros yogas más físicos, como Hatha Yoga, en Kundalini la postura que se realiza suele ir acompañada de movimiento. Es un yoga dinámico que trabaja cuerpo, mente y espíritu.

Por qué se usan mudras y bandhas.

Los antiguos yoghis dibujaron mapas de las manos identificando las partes del cuerpo y del cerebro asociadas a cada área. Cada zona de la mano representa también diferentes emociones y comportamientos. Curvando, estirando y tocando los dedos o las puntas de los mismos en configuraciones específicas se consigue una técnica yóguica para comunicar con el cuerpo y la mente.

También son importantes los bandhas, cerraduras aplicadas a las áreas del cuerpo, las cuales dirigen el prana (energía vital) y apana (lo que ya no sirve, función de limpieza del organismo). Consisten en aguantar la respiración tensando distintas partes del cuerpo durante unos instantes, para después exhalar y sentir como toda la energía retenida sube por la columna vertebral activando los chakras.

Tras la meditación, la clase termina con la canción del “Eterno Sol” y la entonación del mantra Sat Nam (significa “la verdad es mi identidad”), que se recita tres veces. Esta canción de bendiciones y el mantra te ayudan a tomar tierra de nuevo e integrar los beneficios del yoga.

Yogui Bhajan reveló el secreto

Harbhajan Singh Khalsa Yogiji, más conocido como Yogi Bhajan, fue un Maestro de Kundalini Yoga y Meditación que llegó de la India a Estados Unidos en 1968. Desde entonces y hasta su muerte, el 6 de octubre de 2004, inspiró a miles de personas en todo el mundo con su inmensa sabiduría, gran compasión y profunda humanidad. Fue ampliamente reconocido por el Congreso de Estados Unidos y por líderes religiosos y políticos dada su vocación de servicio.

Yogi Bhajan fue el primero en enseñar Kundalini Yoga y Tantra Yoga Blanco en Occidente, si bien los orígenes de este tipo de yoga se remontan al norte de la India hace miles de años. En aquellas épocas remotas, esta tecnología sagrada estaba cubierta bajo un manto secreto y sólo se daba a conocer mediante tradición oral de los maestros a los discípulos elegidos. Sin embargo, Yogi Bhajan, en septiembre de 1968, comenzó a impartir clases en Norteamérica e hizo que el Kundalini Yoga fuera accesible a todo el mundo. Después de varios años, creó diferentes organizaciones en Estados Unidos (3HO, KRI, IKYTA y Sikh Dharma International), que con el tiempo se proyectarían por diferentes lugares del resto del mundo. El esparcimiento del Kundalini Yoga en los últimos 40 años ha sido impresionante, así como también lo es la capacidad el Kundalini Yoga para transformar vidas.

Marta Gómez Esteban (Akalbir Kaur)

Profesora de Kundalini Yoga y maestra de Reiki

mgemadrid@yahoo.es

Compartir
Artículo anteriorEl propóleo, el mejor antibiótico natural del mercado
Artículo siguienteLos beneficios del té verde que más ayudarán a tu salud
Soy periodista y profesora de yoga. Durante 15 años he trabajado como redactora y presentadora en prensa y televisión. Pero desde 2004, cuando el Kundalini Yoga se cruzó en mi vida, han ido sucediendo muchos cambios, también en mi trayectoria profesional. Desde 2014 imparto clases de Kundalini yoga para adultos y yoga para niños, además soy terapeuta de Reiki y masaje metamórfico. Mi crecimiento personal y espiritual es el mejor regalo que estoy recibiendo. Tengo el título de instructora de Kundalini Yoga concedido por la AEKY (Asociación Española de Kundalini Yoga), de yoga para niños, otorgado por la Yoga Alliance International, formación en Yoga Nidra, Maestría de Reiki, formación como instructora de Meditación, terapeuta de Flores de Bach y masaje metamórfico. Actualmente imparto clases de yoga para adultos y niños en varios centros de Móstoles. Pero yo siempre pienso que lo mejor está por venir, y el yoga, la meditación y las terapias naturales son mis compañeras en este apasionante viaje.