Principales diferencias entre protector solar, pantalla solar y filtro solar

0
543

Ya está aquí, al fin. El verano se ha instalado completamente, y eso significa proteger correcta y saludablemente nuestra piel. No obstante, es posible que te sientas algo confundido entre tanta variedad de productos. ¿Todavía no sabes si es más conveniente emplear un protector solar, una pantalla solar un filtro solar? ¿Desconoces las principales diferencias entre este tipo de artículos? Esta situación ha llegado a su fin, pues en este post resolveremos todas tus dudas sobre ellos. ¡Descubre las principales características de cada uno y apuesta por una protección natural!

Propiedades principales del protector solar natural

Sin duda, es el producto estrella del verano. El protector solar es el encargado de protegernos cada año de los rayos ultravioleta del sol, evitando que éstos dañen nuestra piel penetrando en capas más profundas.

Entre las características más destacables de este artículo podemos encontrar su no elaboración mediante productos químicos, su composición rica en minerales beneficiosos o en su posibilidad de prevenir reacciones alérgicas.Cuál es la diferencia entre protector solar, bloqueador solar, pantalla solar y filtro solar

Eso sí, una de las consideraciones que debes tener en cuenta es la elección de un protector solar que se adecue a tu piel, pues no todos actuarán de la misma manera. El FPS te indicará cuánto tiempo estarás protegido por este producto.

Propiedades principales de la pantalla solar

La pantalla solar, el ingrediente activo o mezclas, tiene como fin último reflejar o dispersar los rayos ultravioleta en un rango visible de 290 a 770 nanómetros de longitud de onda. Por lo tanto, se encarga de minimizar y prevenir el bronceado y las quemaduras solares. De este modo, este artículo evita que cualquier tipo de radiación llegue a la piel, al contrario que el protector.

Propiedades principales del filtro solar

Por último, pero no menos importante, estamos ante una sustancia protectora de la piel que evita la penetración de rayos solares perjudiciales. Los filtros repelen, absorben y difunden tanto los rayos ultravioleta A como los B, permitiéndote así una mayor defensa respecto a diferentes tipos de radiación.

Por si fuera poco, el empleo de productos naturales, como cremas o geles, que contengan estos filtros te ayudará a prevenir el envejecimiento precoz, así como el daño que puede desembocar en cáncer de piel.

Ahora que ya conoces las diferencias fundamentales entre estos tres artículos, es momento de destacar la importancia de emplear aquellos cuya elaboración haya sido completamente natural. Gracias a ellos no sólo mimarás tu piel saludablemente, también beneficiarás al medio ambiente. ¡Sigue nuestras consideraciones y logra el cuidado que te mereces!